Buscar
08:52h. Domingo, 28 de Mayo de 2017

El gobierno aprueba el proyecto de presupuestos 2017

Inversión pública, gasto social y salarios de los trabajadores públicos concentran las principales partidas de gastos de unos presupuestos fuertemente marcados por una política de incentivos empresariales con los que el Gobierno espera mejorar la industrialización y la competitividad del país.

Fuente foto: http://lof.finances.gov.ma/
Fuente foto: http://lof.finances.gov.ma/

Aprobado esta semana en Consejo de Gobierno, el nuevo proyecto de ley de presupuestos de 2017 prevé una inversión pública de 190.000 millones de dírhams (unos 17.400 millones de euros), además de un gasto social de 10 mil millones de dírhams (920 millones de euros). El pago de los intereses de la deuda (1000 millones de euros), las nóminas de los trabajadores públicos (16.000 millones de euros) y los fondos de compensación (1400 millones de euros), cierran el núcleo de las principales partidas de gasto contempladas en la ley de finanzas del próximo ejercicio.

A la hora de elaborar estos presupuestos, con los que se espera ‘acelerar la transformación de la economía mediante una mayor industrialización, una mejor competitividad y una fuerte promoción de la inversión privada’, el Ejecutivo se ha basado en unas previsiones de crecimiento del 4,5%, un déficit presupuestario de 3% del PIB, un precio promedio del gas butano a 350 dólares /tonelada y una inflación del 1,7%.

Política fiscal

La nueva ley de presupuestos se hace eco también de los incentivos introducidos el pasado mes de julio en la Carta de Inversiones, tales como la exención fiscal durante los cinco primeros años para las nuevas plantas industriales que se instalen en el país o la concesión de un régimen fiscal similar al existente en las zonas francas para aquellas sociedades que reúnan los requisitos fijados por el plan de inversión. Asimismo, las empresas que presenten proyectos innovadores estarán exentas del pago del TVA durante 36 meses. Por otro lado, con el objetivo de fomentar la contratación de jóvenes diplomados, las becas de menos de 600 euros no estarán sujetas al impuesto sobre la renta.

Inversiones públicas

La partida de las inversiones públicas, que  absorbe un total de 190.000 millones de dírhams, servirá para continuar las grandes proyectos de infraestructuras del país, asignando 120 millones de euros para la construcción de autopistas, 600 millones para los ferrocarriles, 150 millones para los aeropuertos y alrededor de 2000 millones para puertos. Además, en este campo se integran también las estrategias sectoriales como el Plan Maroc Vert, para el que se destinan 800 millones de euros, y el Plan de Aceleración Industrial, que recibirá 350 millones de euros según el texto aprobado por el Gobierno. Por último, la inversión del Estado en energías renovables ascenderá a los 115 millones de euros.

Política Social

De los cerca de mil millones de euros asignados a política social, 350 millones irán a parar a educación,  mientras que  sanidad y vivienda recibirán ambas unos 230 millones de euros.  Por otra parte, el ejecutivo contempla también la puesta en marcha del programa de reducción de las desigualdades sociales y territoriales, al que asigna cerca de 5000 millones de euros.

Fuente: Huffpostmaghreb